Ir al contenido principal

Día 23

Queda prohibido llorar sin aprender, levantarte un día sin saber que hacer. Tener miedo a tus recuerdos. Queda prohibido no sonreír a los problemas, no luchar por lo que querias, abandonarlo todo por miedo. No convertir en realidad tus sueños. Queda prohibido no demostrar tu amor, hacer que alguien pague tus deudas y el mal humor. Queda prohibido dejar a tus amigos, no intentar comprender lo que vivieron juntos, llamarles solo cuando los necesitas. Queda prohibido no ser tú ante la gente, fingir ante las personas que no te importan. Hacerte el gracioso con tal de que te recuerden, olvidar a toda la gente que te quiere. Queda prohibido no hacer las cosas por ti mismo, tener miedo a la vida y a sus compromisos. Queda prohibido echar de menos a alguien sin alegrarte, olvidar sus ojos, su risa, todo porque sus caminos han dejado de abrazarse, olvidar su pasado y pagarlo con su presente. Queda prohibido no intentar comprender a las personas, pensar que sus vidas valen mas que la tuya. No saber que cada uno tiene su camino y su dicha. Queda prohibido no crear tu historia, no tener un momento para la gente que te necesita, no comprender que lo que la vida te da, también te lo quita. Queda prohibido no buscar tu felicidad, no vivir tu vida con una actitud positiva. No pensar en que podemos ser mejores. No sentir que sin ti este mundo no sería igual.

Comentarios

  1. ¡Queda prohibido no intentar ser feliz! En resumidas cuentas :D

    Muy bella inspiración.

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  2. woow!!
    Está geniaal!!
    Me encantaa =D

    ResponderEliminar
  3. Umm creo que incuplo más de una prohibición.. deberé de cambiarlas, me has hecho pensar.

    Un besito

    ResponderEliminar
  4. queda prohibido echar de menos a alguien...jo..eso es difícil..
    me gusta muucho:)

    un beso!

    ResponderEliminar
  5. 'Queda prohibido no sonreír a los problemas'
    Yo me quedo con esta :)

    Besos!
    Pa' Poulain.

    ResponderEliminar
  6. Buena lista de prohibicioones!
    Algunas deberia intentar ponerlas en practica :)
    un besoo!

    ResponderEliminar
  7. wooow :) ''No sentir que sin ti este mundo no sería igual'' esaaa! me gusto mucho amé este escrito :) lindisimo!

    ResponderEliminar
  8. Esta muy lindo =)
    Queda prohibido olvidar.
    Me encanta el nuevo look del blog.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  9. Precioso. Creo que la mejor frase es la primera, porque no sirve de nada llorar por llorar. La vida es cuestion de aprender :)


    minerva

    ResponderEliminar
  10. hola hola hola!!
    muy bonita tu layout! alegre, vistosa!

    La lista está super!

    un abrazo^^

    ResponderEliminar
  11. Que chulo:D Me gusta mucho el blog! Psaaate;D

    ResponderEliminar
  12. me encanta!!
    buenas proibiciones!
    siempre les voy a aser caso :P
    bye

    ResponderEliminar
  13. me gusta! Cuantas prohibiciones ^^

    ResponderEliminar
  14. me quedo con " Queda prohibido no crear tu historia"

    saludos :)

    ResponderEliminar
  15. ME ENCANTA PABLO NERUDA, EN ESPECIAL ESTE ESCRITO... LO MEJOR NERUDA!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Día 409

Un lugar. Todos necesitamos un lugar en la inmensidad de este mundo, un espacio dónde sentirnos bien, dónde ser uno mismo, auténtico, sin las voces de los prejuicios, un lugar dónde se pueda entrar solo o acompañado, a gusto de cada uno. Dónde se pueda decir «llegué, éste es mi sitio y aquí me quedo». A veces el lugar no tienen que ver con algo físico sino algo perdido en el inconsciente, aquel ideal de cosa, lugar o persona. Un lugar dónde refugiarse, dónde soportar los huracanes de la vida, dónde encontrar el silencio de la rutina ajetreada, o dónde gritar lo que el resto ignora. Mi lugar es este, es ahora mismo escribiendo algo que quizás sólo yo encuentre su verdadero significado y nadie más entienda. Un lugar dónde nadie más me comprenda, y que suelo dejar, abandonar por tiempo indeterminado, pero nunca olvidar. Sólo aquí me siento «bien».

Día 410

Hay cosas que no se olvidan, como los viejos lugares dónde me ví crecer, dónde aprendí a ser más fuerte sola o acompañada, pero crecer al fin. Hoy recordé, después de muchos años, este añorado espacio que solo yo me invente para sentirme bien cuando todo lo demás me dejaba mucho que desear. Ahora me siento como primeriza otra vez, escribiendo no se qué ni porque, quizás siempre quedaron cosas por concluir y me siento en la obligación de hacerlo desde aquí. Creo que lo estaba ansiando de verdad el poder volver a escribir con esta libertad, como siempre lo pensé, hacerlo sólo por y para mi, y aquel que aún quiera leer, bienvenido será. Claro que ahora regreso con otra mentalidad, ya no soy la misma que hace casi tres años atrás, han pasado tantas cosas, han cambiado tantas otras pero de a poco espero volver a empezar.

Día 381

Hubo un día en que las cosas cambiaron, el café ya no sabía tan amargo ni tan caliente, los libros dejaron de contar el mismo final, y entre nosotros ya no había motivos para seguir fingiendo que nos queríamos, y con eso nos quitamos un peso menos de encima. Ya no teníamos porqué seguir viéndonos a la cara en la misma habitación ni crear diálogos innecesarios para tener algo en común. Hasta los gustos musicales eran diferentes y cada vez nos veíamos más lejanos a pesar de estar a pocos metros. No fue tu culpa y tampoco estoy segura de admitir que fue la mía pero sucedió que un día otoñal y bajo una tenue lluvia, empezamos a ser sinceros con nosotros mismos.