Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de junio, 2010

Día 11

A veces y de una forma muy disimulada te quise decir quedate conmigo, tan solo con apretar tu mano. Otras veces quise decirte no me mires más que sino me rio, con la boca seria a punto de sonreir. Muchas veces quise decir nada y otra veces todo. Y si a veces no digo nada y te dejo a vos hablar, es porque quiero que tampoco digas nada y me des un abrazo, de esos que rara vez me regalas. Y si es necesario que te diga las cosas a los gritos, es para que me calles con un beso, de esos que no puedo respirar más.