Ir al contenido principal

Día 55

Mentiría si digo que no odio a nadie
Porque si odio a alguien...
Alguien que no me deja que te hable
Alguien que le encanta anunciarme que no estas
Alguien que siempre esta entre vos y yo
Alguien que se encarga de avisarte que te busque.
Definitivamente odio a tu contestadora de teléfono.

Comentarios

  1. jajajajaja sorprendente final! tienes toda la razónnnn! yo también la odio!

    ResponderEliminar
  2. JAJAJA muy divertido el final xD

    ResponderEliminar
  3. Jaja a medida que iba leyendo me parecia mu ambiguo todo, pero el final lo aclara todo XD
    Un beso:)

    ResponderEliminar
  4. jajajjaa que embole cuando te atiende la contestadora, a mi me pone de los pelos
    que no me atiendan el telefono..
    un beso!

    ResponderEliminar
  5. muy divertido el final! jajajajaja
    http://artisticphotographyartistic.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  6. jajajjaa.. que divertido. me encanto.
    muy bonito el texto y tu blog.
    me alegro haberme pasado.
    un besote y mucha suerte!

    ResponderEliminar
  7. Es alguien perfecto a quien odiar.

    ResponderEliminar
  8. Jajaja sisi el final lo mejor :)
    y tu blog tambiien !!
    Besoss(K)

    ResponderEliminar
  9. jaajjaajajajaj es genial:)
    un beso!

    ResponderEliminar
  10. jajajaja xDDDDDDDD

    que bueno x)

    Besos! :))

    ResponderEliminar
  11. Ah!!! pensé que hablabas de la suegra. ja ja ja

    ResponderEliminar
  12. jajaj muy bueno el final!!

    ResponderEliminar
  13. Nunca podría haberme imaginado el final, está muy bien esta entrada, te felicito =)

    ResponderEliminar
  14. jajahja, genial XD debo decir que eh sentenciado a muerte algunas contestadoras 9.9...

    besitos ^^

    ResponderEliminar
  15. debo decir que en querido matar muchas contestadoras xD muy divertido te ah quedado.

    un beso!

    ResponderEliminar
  16. jajaja.. genial! el final.. yo tmbn la odio!

    ResponderEliminar
  17. jajaja que buen final!! yo también odio a los buzones de voz...y más a quien lo tiene y no lo utiliza.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  18. Muy bueno, bonito y divertido...Besitos!! :)

    ResponderEliminar
  19. jajajajajajaj yo igual la odio, ajajaj me facina esta entrada,
    un beso, suerte

    ResponderEliminar
  20. jajajjajaa, me guustà. ♥ TE RE SIGÒOO. te espero en mi blog

    ResponderEliminar
  21. Booooooooo, todos la odiaamos, linda entrada :D
    beso enormeeee

    ResponderEliminar
  22. Me causó gracia el final xD
    Está muy bueno.

    ¡Besitos!

    ResponderEliminar
  23. jajaj que genial! Te aseguro que todos la odiamos! besos!

    ResponderEliminar
  24. JAJAJ!
    Me encantó :P

    Geeenial el blog, como siempre. ♥

    ResponderEliminar
  25. Voy a tratar de comentar más seguido, es que a veces me da fiaca -.- peero igual sabe que siempre entro :P Cuando puedas visita el mio! Un besito ♥

    ResponderEliminar
  26. me gusta mucho el blog (:

    ResponderEliminar
  27. MAS ORIGINAL NO PUDO SER! Siempre me sorprendes.
    Kuss

    ResponderEliminar
  28. jajajjajajaja que buenooo
    sigueme en emi blog :D

    ResponderEliminar
  29. JAJAJA buenisima entrada. ODIO EL CONTESTADOR CON MI SER !

    ResponderEliminar
  30. JAJAJA que buena el final!
    me gustó.

    _____________________________________________
    neverdrunklove.blogspot.com {♥}

    ResponderEliminar
  31. Es genial lo que dice la entrada; me encanta. Jajaja :) .
    Muy buena.

    ResponderEliminar
  32. Jajaja, tienes toda la razón del mundo. Acabemos con las contestadoras de teléfono!

    ResponderEliminar
  33. muyy wenoo ajja...

    Te espero x mi bloog♪
    http://momentosyou.blogspot.com

    ResponderEliminar
  34. Ajajajaj es genial me encanta.♥

    ResponderEliminar
  35. Me diverti tanto,juro que lo ame. Al principio no lo entendia pero despues se aclaro,LOL.
    TE SIGO.

    ResponderEliminar
  36. Esta claro,¡¡¡¡¡todos la odiamos!!!!!!jjajajaj
    Un besito

    ResponderEliminar
  37. tal cual!!!! también odio su contestadora, llego a ponerme de muy mal humor. genial tu blog, te sigo!

    ResponderEliminar
  38. ¡Me encanta el final! Parece que hablas de una chica de estas que siempre están en medio, y al final resultó ser... ¡su contestadora! :D

    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  39. LO ODIO. LO ODIO. LO ODIO ! jajaja . un beso :D.

    ResponderEliminar
  40. ajaajjajajajaajajajjaa horrible final ¬¬
    me suele suceder :S al parecer no soy la unica
    un beso, te sigo :D

    ResponderEliminar
  41. q gracia el final :D
    estupidas contestadoras____

    ResponderEliminar
  42. Heeeeeermoso el blog, gracias por seguirme !. entra a mi blog, hay una sorpresita.

    ResponderEliminar
  43. Jaja!! Buenisimo.
    cambie el nombre del blog por iamready-forlove :)
    un besito que andes muy bien

    ResponderEliminar
  44. Jajaja.
    Estuvo excelente.
    Me has sacado una sonriisa =)

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Día 409

Un lugar. Todos necesitamos un lugar en la inmensidad de este mundo, un espacio dónde sentirnos bien, dónde ser uno mismo, auténtico, sin las voces de los prejuicios, un lugar dónde se pueda entrar solo o acompañado, a gusto de cada uno. Dónde se pueda decir «llegué, éste es mi sitio y aquí me quedo». A veces el lugar no tienen que ver con algo físico sino algo perdido en el inconsciente, aquel ideal de cosa, lugar o persona. Un lugar dónde refugiarse, dónde soportar los huracanes de la vida, dónde encontrar el silencio de la rutina ajetreada, o dónde gritar lo que el resto ignora. Mi lugar es este, es ahora mismo escribiendo algo que quizás sólo yo encuentre su verdadero significado y nadie más entienda. Un lugar dónde nadie más me comprenda, y que suelo dejar, abandonar por tiempo indeterminado, pero nunca olvidar. Sólo aquí me siento «bien».

Día 410

Hay cosas que no se olvidan, como los viejos lugares dónde me ví crecer, dónde aprendí a ser más fuerte sola o acompañada, pero crecer al fin. Hoy recordé, después de muchos años, este añorado espacio que solo yo me invente para sentirme bien cuando todo lo demás me dejaba mucho que desear. Ahora me siento como primeriza otra vez, escribiendo no se qué ni porque, quizás siempre quedaron cosas por concluir y me siento en la obligación de hacerlo desde aquí. Creo que lo estaba ansiando de verdad el poder volver a escribir con esta libertad, como siempre lo pensé, hacerlo sólo por y para mi, y aquel que aún quiera leer, bienvenido será. Claro que ahora regreso con otra mentalidad, ya no soy la misma que hace casi tres años atrás, han pasado tantas cosas, han cambiado tantas otras pero de a poco espero volver a empezar.

Día 381

Hubo un día en que las cosas cambiaron, el café ya no sabía tan amargo ni tan caliente, los libros dejaron de contar el mismo final, y entre nosotros ya no había motivos para seguir fingiendo que nos queríamos, y con eso nos quitamos un peso menos de encima. Ya no teníamos porqué seguir viéndonos a la cara en la misma habitación ni crear diálogos innecesarios para tener algo en común. Hasta los gustos musicales eran diferentes y cada vez nos veíamos más lejanos a pesar de estar a pocos metros. No fue tu culpa y tampoco estoy segura de admitir que fue la mía pero sucedió que un día otoñal y bajo una tenue lluvia, empezamos a ser sinceros con nosotros mismos.