Ir al contenido principal

Día 137

Me falta mucho orgullo para evitar decir que te amo. Me encantaría ser un poco más arrogante e independiente antes que andar rogándote. Quisiera dejar de tener tanta compasión por esta relación que sólo gira en circulo, o mejor dicho, en vos. Debería hacerme menos la cabeza por cosas estúpidas, si total, por algo se dice que el destino ya esta escrito para cada persona. Y si tenemos que estar juntos, cuando tenga que ser, será. Odio tener que reclamarte diez mil veces lo mismo, pero más odio que vos nunca me reclames a mi nada. Jamás sentí tus celos, y hasta incluso, a veces dudo que tengas sentimientos. Te juro que el amor me gana, pero el odio me consume. Tengo ganas de matarte con besos y todo eso que me guardo para mis noches en soledad, mientras vos te vas a hacer de las tuyas. Si me decís que me sos fiel te creo, pero tu actitud te delata, y ni quisiera oír a tu conciencia. Simplemente te quiero por todo este tiempo, porque no cualquiera me aguanta porque sí. Pero temo demasiado que todo esto sea por la maldita rutina. Algún día prometo irme de tu lado y bien lejos, sólo para que te des cuenta que me necesitabas después de todo. Y no encontrarás mi reemplazo. Lamentablemente yo tampoco el tuyo.

La formula del cuento feliz sólo se invento
para las personas que no pueden razonar las variables de la ecuación.

Comentarios

  1. Oh me llegó demasiado esto , me pasa algo muy parecido:c ! que estes bien:D

    ResponderEliminar
  2. Realmente hermoso y cierto :3

    ResponderEliminar
  3. mató la última parte, me encanto esta nota. MUY BUENA!!

    ResponderEliminar
  4. Me encanto, me sentí muy identificada por una relación así que tuve.

    ResponderEliminar
  5. Como se suele decir, no se sabe lo que se tiene hasta que se pierde. Puede que cuando te alejes un poco de el, de de cuenta de todo lo que vales, mienttas tanto, no es justo que lo estes pasando mal aunque le quieras y el tenga esa actitud tan pasota.. Nadie se merece eso, Todos tenemos derecho de ser felices.
    Un besazoo cariño, una vez mas me has encantado.

    ResponderEliminar
  6. Oh dios, eres una chica que vale mucho, que no te engañen sapos vestidos de perfectos príncipes azules. En cuanto a lo que dices, sí, se dará cuenta de que te necesita...

    ResponderEliminar
  7. hola me encanta esta entrada .. es algo k me paso i k deverda cuando me fui lejos... se ve como son las cosas en realidad me gusta tu blog te sigo claro

    ResponderEliminar
  8. ellos priemramente buscan una cara bonita, y gran cuerpo, nunca se paran a conocer, a darse cuenta de los verdaderos sentimiendos de los demás. Pero como tu dices, si algo tiene que pasar pasara. No tenes porque preocuparte, si el esta hecho para ti, sera tuyo, pero tiempo al tiempo, si no, no sufras, si no sonriele a la vida por darte la oporutnidad de ser feliz :)

    ResponderEliminar
  9. Buff !
    A mí me pasa algo por el estilo, me gustaría saber que pasaría si yo me alejase, si esa persona me volvería a buscar o no u.u
    Muy lindaa la entradaa y muy bien expresada.
    Un besito. Cuidate. ! :)

    ResponderEliminar
  10. muy buena manera de relatar lo q nos sucede con los sentim ientos, besos

    ResponderEliminar
  11. a mi me paso algo parecido...estuvimos un mes tratando de olvidarnos, sacar un clavo con otro clavo, pero dolia mas el estar separados y tratar de hacernos daño que la situacion anterior, asi que lo volvimos a intentar. esta vez sin rutina,sin horarios..y la verdad que desde entonces creo en las segundas partes, pero eso es cosa de dos.
    Espero que tengas mucha suerte.
    un besito=)

    ResponderEliminar
  12. jajajaj es justamente lo que me pasa, pero bueno, uno no sabe lo que tiene hasta que lo pierde. Y eso estaria bueno que ocurra antes de irte lejos no? jaja me encanto! un beso.

    ResponderEliminar
  13. La última frase sí que tiene mucho sentido.
    Si él no te hace bien, déjalo.

    ResponderEliminar
  14. Mee encanta tu blog! Yo ya te sigo, pásate por el mío si quieres, un beso de:
    http://americanbeauti.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  15. Wow!
    me encanto!
    adoro la manera de como te refieres a tus sentimientos! =)
    x eso i por todas las entradas que me han hecho reflexionar...te espera una sorpresiita en mi Blog :D

    ResponderEliminar
  16. jaja. no.
    no te conozco, no se de tu relacion pero por lo que decis, te puedo asegurar que despues de un tiempo el puede que se de cuenta de la persona que tenia al lado (o no) pero vos, si te vas a dar cuenta, te vas a dar cuenta desde otro lugar. "uff. menos mal que me libre de este BOLUDO."
    eso vas a decir. ahora lo ves asi, lo sentis y se que es dificil pero te aseguro, un tipo que no te presta atencion, que no te elige por sobre todas las cosas, NO VALE LA PENA.
    te vas a dar cuenta cuando tomes distancia, cuando lo veas desde lejos y notes que realmente vos tampoco podias quererlo tanto por que, despues de todo.... como vas a querer a alguien que te hace mal? no es normal.

    ResponderEliminar
  17. Me encanto : )
    Sobre todo la ultima parte, me siento demasiado identificada!
    un beso!

    ResponderEliminar
  18. Quierete, el amor duele, pero ante todo hay que amarse... Amar a otros es muy importante, pero tu eres un ser único, autentico, eres digna del amor correspondido.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  19. tienes un premio en mi blog! Besos, me encanta como escribes!.
    http://pensamientos13.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  20. Buenas, te sigo desde hace tiempo y me encanta el blog, así que te he premiado en el mío, si pudieras pasarte a recogerlo te lo agradecería (: Un beso. Mi blog: http://onthe-phone.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  21. Precioso blog lleno de connotaciones personales, que plasmas y dejas que nos identifiquemos con ellas, es tu desahogo y a la vez compartes situaciones muy cotidianas...sabes una cosa, deja que tu razón te guie, escuchála... el corazón a veces engaña y hace sufrir, estoy contigo totalmente de acuerdo el destino hará de las suyas, pero no sufras, todo lo que hace sufrir no es amor verdadero.

    Un placer hallar tu espacio...Te sigo.

    Muaks

    ResponderEliminar
  22. La ultima frase se clavo como una estaca en mi pecho. Apa! Es increible como te expresas ; felicitaciones! Y espero que encuentres la respuesta a toda esta reflexión :) pasate cuando quieras ! :D

    ResponderEliminar
  23. que precioso tu blog, me encanto(L)

    te pasas por el mio? seria un honor!
    pd: te sigo! :D

    ResponderEliminar
  24. Me gusta mucho tu blog(:
    pasate por el mio si puedes!
    http://elsaltomortaldelacrobata.blogspot.com/
    1Abrazo<3

    ResponderEliminar
  25. Es verdad! tambien aveces necesitamos que nos reclamen o celen
    un beso hermosa

    ResponderEliminar
  26. Me gusta tus palabras Es todo cierto cuando esta agonizando de amor por alguien que no conoce el concepto de amar y ser amado
    Pienso que todos pasamos por esto en algún momento. Amamos demasiado pero no nos aman por lo menos no como deseamos ser amados
    Y nos esforzamos por ganar un poco de amor
    Y nos lastimamos
    Y seguimos tratando
    Segun por que estamos tal enlazados
    y no podemos estar sin el otro
    así que nos reconciliamos. Ababachamos
    y todo cambiara con mas amor y paciencia
    Y así pasa y pasa el tiempo
    nada cambia
    todos este ciclo seguí hasta que nos consume
    el amor se vuele dolor. Resentimiento. Odio
    cuando finalmente nos cansamos Nos retiramos para siempre
    pero ya es tarde para nosotros
    Somos remiendo de concepto del amor que una vez conocimos

    ResponderEliminar
  27. Estoy comenzando a pensar que me estas espiando jaja. ES TAL CUAL mi estado actual u.u

    ResponderEliminar
  28. diosssssssssssssss, me sentiii totalmentee identificcadaaaa, jajajaja no lo puedo creer es exactamente lo que me pasaaa :( hermoosoo tu blog, me encanta, tu me encantas jajajajaj sigue asi, y pasate por el mio si puedes, besos<3

    ResponderEliminar
  29. Marlene Chaparro05 agosto, 2012

    Es uno de los textos mas hermosos que eh leido !! identifica mucho.. un abrazo mujer

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Día 409

Un lugar. Todos necesitamos un lugar en la inmensidad de este mundo, un espacio dónde sentirnos bien, dónde ser uno mismo, auténtico, sin las voces de los prejuicios, un lugar dónde se pueda entrar solo o acompañado, a gusto de cada uno. Dónde se pueda decir «llegué, éste es mi sitio y aquí me quedo». A veces el lugar no tienen que ver con algo físico sino algo perdido en el inconsciente, aquel ideal de cosa, lugar o persona. Un lugar dónde refugiarse, dónde soportar los huracanes de la vida, dónde encontrar el silencio de la rutina ajetreada, o dónde gritar lo que el resto ignora. Mi lugar es este, es ahora mismo escribiendo algo que quizás sólo yo encuentre su verdadero significado y nadie más entienda. Un lugar dónde nadie más me comprenda, y que suelo dejar, abandonar por tiempo indeterminado, pero nunca olvidar. Sólo aquí me siento «bien».

Día 410

Hay cosas que no se olvidan, como los viejos lugares dónde me ví crecer, dónde aprendí a ser más fuerte sola o acompañada, pero crecer al fin. Hoy recordé, después de muchos años, este añorado espacio que solo yo me invente para sentirme bien cuando todo lo demás me dejaba mucho que desear. Ahora me siento como primeriza otra vez, escribiendo no se qué ni porque, quizás siempre quedaron cosas por concluir y me siento en la obligación de hacerlo desde aquí. Creo que lo estaba ansiando de verdad el poder volver a escribir con esta libertad, como siempre lo pensé, hacerlo sólo por y para mi, y aquel que aún quiera leer, bienvenido será. Claro que ahora regreso con otra mentalidad, ya no soy la misma que hace casi tres años atrás, han pasado tantas cosas, han cambiado tantas otras pero de a poco espero volver a empezar.

Día 381

Hubo un día en que las cosas cambiaron, el café ya no sabía tan amargo ni tan caliente, los libros dejaron de contar el mismo final, y entre nosotros ya no había motivos para seguir fingiendo que nos queríamos, y con eso nos quitamos un peso menos de encima. Ya no teníamos porqué seguir viéndonos a la cara en la misma habitación ni crear diálogos innecesarios para tener algo en común. Hasta los gustos musicales eran diferentes y cada vez nos veíamos más lejanos a pesar de estar a pocos metros. No fue tu culpa y tampoco estoy segura de admitir que fue la mía pero sucedió que un día otoñal y bajo una tenue lluvia, empezamos a ser sinceros con nosotros mismos.