Ir al contenido principal

Día 181

Llegue a la conclusión de que cuándo dije que no me importaba, en realidad me importaba más que nunca. Cuándo me preguntaban si todavía me pasaba algo con esa persona yo simplemente se los negué y daba el asunto por terminado. Y ahora, también me doy cuenta de la falta que me hace, de la necesidad que tengo por ver su sonrisa, sentir su aroma, mirar sus ojos impenetrables. Pero lo había olvidado, lenta y dolorosamente lo había hecho, hasta que volvió tan sólo en un sueño. Ahí, me beso de una forma inexplicable, y lo sentí tan real que cuándo desperté, quería volver a esa irrealidad, aún así, tan palpable. Ahora sí que no me es extraño que lo extrañe tanto. Pero tengo que decidirme de una vez y decir las cosas como son, empezando por mi cabeza y mi corazón. Ya no puedo seguir engañándome, aún pienso en el otro, aún quiero estar con el otro, aún amo al otro. No necesito un terapeuta, necesito un salvavidas.

Comentarios

  1. Que bonita la entrada, me gusta mucho..
    te sigo, mi blog es este: http://millonesdelocuras.blogspot.com/
    unbesazo

    ResponderEliminar
  2. Me encanto! que lindo texto :) lei varias de tus entradas y la verdad es que escribes genial! me encanta linda! te dejo un beso enorme (♥) cuidate.

    ResponderEliminar
  3. besos,caricias,palabras de esa persona que se quedan en la memoria,inolvidables.Y así será durate toda tu vida.
    Bonita entrada.Un saludo!!

    ResponderEliminar
  4. uff estamos en la misma..pero sabes como me consuelo cuando extraño al "otro"? que por algo cuando teniamos una relacion, no funciono..si hubiese sido tan perfecto, ¿porq hoy estoy con otra persona y no con el? un beso!

    ResponderEliminar
  5. Me paso ): Y ame la primera oracion,es re verdadera.

    ResponderEliminar
  6. Me he sentido tan identificada con esta entrada... me ha encantado, de verdad! Besos <3

    ResponderEliminar
  7. Esta claro que todo se queda en nuestra memoria
    besos!!

    ResponderEliminar
  8. Que buena entrada, la verdad que me re llego. Felicitaciones, me encanta tu blog!!

    ResponderEliminar
  9. wow! me re gustooo!:)
    aveces cuanto más negamos las cosas, sin pensarlas primero, es cuando más ocultamos lo que verdaderamente sentimos.

    besoooo!

    ResponderEliminar
  10. Muuuyyy bonitoooo! Yo también necesito un salvavidas, aun le quiero y de que forma.
    Un beso,cuidate Ü

    ResponderEliminar
  11. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  12. Me encanto. Yo, pretendo olvidar a una persona que no puedo sacar de mi mente pero me hace mal.
    Es solo un sueño, pero te vuelven todos los recuerdos. Saludos

    ResponderEliminar
  13. que pasada... tu sinceridad. Y lo que duele reconocer eso, por el daño que puedes hacer , por el miedo a no saber que hacer con esos sentimientos.

    Yo tengo un blog de moda, pero tengo una amiga, qe escribe como tu (siendo verdadera) y escribió una entrada que me recordó mucho a la tuya. Quizá te sientas identificada.
    Te dejo su enlace:
    http://makeyourselffree.blogspot.com/2011/10/zzzzzzzzz.html

    Y nada, felicidades por el blog, te sigo y me quedo con ganas de saber que harás con esos sentimientos dentro de ti.
    Unbesiño
    Patri
    http://www.siemprehayalgoqueponerse.com/

    ResponderEliminar
  14. Un rio de amor y dos vertientes, un razomiento y un corazon latente, has lo que tengas que hacer pero no hagas daño y menos a tu corazón...

    Muaks.

    ResponderEliminar
  15. Me pasa lo mismo ! muy lindo tu blog. Besos

    ResponderEliminar
  16. Me pasa lo mismo: no necesito un terapeuta, sino un salvavidas.
    Saludos♥
    http://my-fuck-ing-life.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  17. Te entiendo, te das cuenta de que pasa y que aun se hizo mas fuerte el sentimiento. El tiempo y los hechos van a hacer que tu cabeza acomode las cosas en el lugar indicado !

    ResponderEliminar
  18. Oh, demonios. Lo amé. Simplemente no me salé un comentario más que lo amé, tan verdadero.

    ResponderEliminar
  19. mui linda entrada!
    pero es triste no estar con quien amas,ai q luchar x el amor verdadero,besos!

    ResponderEliminar
  20. Hermoso como siempre
    Saludos!

    ResponderEliminar
  21. Ash!! que difícil situación, lo único que queda es acomodar ese corazón

    Saludos (:

    ResponderEliminar
  22. beautiful ...creo que muchas compartimos

    ResponderEliminar
  23. uufff que amargo cuando no puedes arrancar a alguien de tu corazón y lo extrañas de esa manera..
    en estas circustacias el tiempo lo dice todo..

    Besos y Sonrisas..

    ResponderEliminar
  24. Primero se ha de ser sincero con uno mismo y luego ser valientes y aceptar lo que sentimos.

    ResponderEliminar
  25. es super bonito que soñar con la persona que hemos olvidado es una putada de las gordas , maldito destino que lo devuelve a nuestra mente.

    ResponderEliminar
  26. Hace mucho no te leía. ME ENCANTA. Siempre escribís estas cosas tan lindas, tan ciertas. Los sueños, Dios, los sueños están pisando fuerte. Odio soñar esas cosas.

    ResponderEliminar
  27. Me encantó, te entiendo perfectamente.. No fui nada de él, pero ahora él es novia de una de mis mejores amigas.. Y cuesta olvidarlo, pero creo no sentir nada más por él.. estaba practicamente "enamorada" pero bueno, asi son las cosas. Mucha suerte, y yo creo que si las cosas no son, es por algo... ahora bien, si querés algo, hay que luchar por ello, despejate, relajate, y piensa con claridad.. porque es mejor no arrepentirse.. en todo caso, sos humana, y podés equivocarte. saludos, besoo.

    ResponderEliminar
  28. Se me hace imposible no leer tu blog, cada cosa que escribes me identifica mucho. ¡Un beso! ♥

    ResponderEliminar
  29. No sé si estando con otro chico sigues sintiendo que lo necesitas. O es porque estás sola.
    En cualquier caso tu sueño te habla de algo que ya es pasado, y que aunque volviese a ser presente ya no sería igual. La mente a veces engaña. A veces es mejor ocupar solo el presente, el presente es real y si le da la oportunidad puede ser incluso mejor que sólo un recuerdo.
    Saludos

    ResponderEliminar
  30. Wuau . Me gustooo la entrada :)

    desdeaqui-mk.blogspot.com

    ResponderEliminar
  31. Esa necesidad de no saber lo que hacer, que te consume por dentro, esas sensaciones...
    precioso texto, y precioso blog :)

    (¡abrazos esponjosos!)

    ResponderEliminar
  32. El amor es así. Tan buscado, tan efímero...
    Suerte.

    ResponderEliminar
  33. Nunca me cansaré de decirte lo genial que es tu blog, realmente me encantan tus textos.

    ResponderEliminar
  34. Hace unos meses me paso lo mismo.
    Animo dulce!!
    Un beso de una fiel seguidora.

    ResponderEliminar
  35. Somos dos que necesitamos un gran salvavidas! Animo. Un beso , y pasate ! :D sos bienvenida ♥

    ResponderEliminar
  36. me encantan tus entradas de blog. Te sigo.
    me sigues?

    http://aquestaetstu.blogspot.com/

    Saludos desde Barcelona!

    ResponderEliminar
  37. Yo también me estoy ahogando, así que te comprendo perfectamente. ¡También necesito un salvavidas! Espero que todo te vaya bien y se solucione, ¡besos!

    ResponderEliminar
  38. Te comprendo. Como dice la canción ¿Cómo se puede amar a dos personas a la vez y no estar loco?. Pues el mundo está lleno de locos....

    ResponderEliminar
  39. Hola me gusto mucho tu entrada, y es medio complicado, pero animo, piensa bien lo que tu quieres, y lo que mas te hace feliz, besitos!

    ResponderEliminar
  40. Me encanta el blog.
    Esta entrada está linda y es muy cierta.
    Saludos :) Beso.

    ResponderEliminar
  41. El amor no tiene logica,simplemente es lo que es...amor! Me encanta tu blog! :)
    Visita el mio si quieres http://miradasextraviadasentresuspiros.blogspot.com/
    besos!

    ResponderEliminar
  42. Precioso lo que has escrito...
    Mis felicitaciones.
    Saludos y buen año 2012.

    ResponderEliminar
  43. Hola, eh estado leyendo tu blog, y tus palabras son tan familiares con lo que estoy viviendo en este momento, puedo entender cada una de las frases, bueno hablo de entradas antiguas...
    En fin me encanta como escribes y todo lo que transmites. saludos

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Día 409

Un lugar. Todos necesitamos un lugar en la inmensidad de este mundo, un espacio dónde sentirnos bien, dónde ser uno mismo, auténtico, sin las voces de los prejuicios, un lugar dónde se pueda entrar solo o acompañado, a gusto de cada uno. Dónde se pueda decir «llegué, éste es mi sitio y aquí me quedo». A veces el lugar no tienen que ver con algo físico sino algo perdido en el inconsciente, aquel ideal de cosa, lugar o persona. Un lugar dónde refugiarse, dónde soportar los huracanes de la vida, dónde encontrar el silencio de la rutina ajetreada, o dónde gritar lo que el resto ignora. Mi lugar es este, es ahora mismo escribiendo algo que quizás sólo yo encuentre su verdadero significado y nadie más entienda. Un lugar dónde nadie más me comprenda, y que suelo dejar, abandonar por tiempo indeterminado, pero nunca olvidar. Sólo aquí me siento «bien».

Día 410

Hay cosas que no se olvidan, como los viejos lugares dónde me ví crecer, dónde aprendí a ser más fuerte sola o acompañada, pero crecer al fin. Hoy recordé, después de muchos años, este añorado espacio que solo yo me invente para sentirme bien cuando todo lo demás me dejaba mucho que desear. Ahora me siento como primeriza otra vez, escribiendo no se qué ni porque, quizás siempre quedaron cosas por concluir y me siento en la obligación de hacerlo desde aquí. Creo que lo estaba ansiando de verdad el poder volver a escribir con esta libertad, como siempre lo pensé, hacerlo sólo por y para mi, y aquel que aún quiera leer, bienvenido será. Claro que ahora regreso con otra mentalidad, ya no soy la misma que hace casi tres años atrás, han pasado tantas cosas, han cambiado tantas otras pero de a poco espero volver a empezar.

Día 381

Hubo un día en que las cosas cambiaron, el café ya no sabía tan amargo ni tan caliente, los libros dejaron de contar el mismo final, y entre nosotros ya no había motivos para seguir fingiendo que nos queríamos, y con eso nos quitamos un peso menos de encima. Ya no teníamos porqué seguir viéndonos a la cara en la misma habitación ni crear diálogos innecesarios para tener algo en común. Hasta los gustos musicales eran diferentes y cada vez nos veíamos más lejanos a pesar de estar a pocos metros. No fue tu culpa y tampoco estoy segura de admitir que fue la mía pero sucedió que un día otoñal y bajo una tenue lluvia, empezamos a ser sinceros con nosotros mismos.